lunes, 16 de septiembre de 2013

Hasta que os interese

Hace un par de semanas hablé con mi marido, mis amigas, mi madre... que desde que me pasó lo del trabajo, mis (ex) compañeras, no se han preocupado por mi en ningún momento. El mismo día que pasó lo de los gritos una de ellas si que vino al médico cuando el jefe se fue de la oficina. Pero ya han pasado 2 meses. Y en estos dos meses NUNCA me han preguntado que como me encuentro, como va todo... los niños... y eso me ha hecho sentir mal.

No estoy enfadada con ellas. Decepcionada sería la palabra. Pienso que mi ex jefe les ha comido la olla, y eso si que me cabrea. Quiero pensar que no están enfadadas conmigo por nada, porque en ningún momento he puesto en peligro su trabajo ni he dicho ni he hecho nada, porque es imposible que sepan lo que he dicho de ellas cuando mi abogada me preguntaba.

Así que lo único que puede haber pasado es que el jefe se haya inventado algo. Pero las conozco bien, y se que me lo hubieran dicho.

Tenemos (teníamos) un grupo de whatsapp las 3. Cuando hablé con todos sobre el tema, les dije que quizá debería irme del grupo, y no porque el grupo fuera por las que trabajábamos allí, si no porque creo que no se han preocupado por mi, sabiendo lo ogro que es mi jefe, viendo lo mal que estaba ese día... estoy sorprendida, la verdad. Y me da pena después de tantos años.

La única parte de rabia que siento es que ellas a la vez que yo las que siempre se quejaban por el trato que recibíamos de mal, por parte del jefe, que debíamos hacer algo, y luego cuando tienen la oportunidad se echan para atrás por no decirlo de otra manera. Gracias a mi, han tenido la oportunidad de poder reclamar recortes injustificados, haciendo simples consultas y no por ello poner en peligro sus puestos de trabajo. Porque repito que en ningun momento he hecho ni dicho nada de lo que ellas pudieran temer.

Cuando hablé con mis amigas, todas estuvieron de acuerdo en que debía esperar. Esperar si me decían algo más antes de irme del grupo. Y si veía que no me decían nada que fuera yo que les dijera algo y luego tomara la decisión de irme, pero obtener una respuesta por su parte. Es un gran consejo.

Mi marido, piensa como yo. ¿ Y yo como pienso ? Pues que les den por el culo. Así pienso yo. ¿ Palabras fuertes ? Puede ser. Pero creo que después de lo que he pasado, que ha sido mucho y lo sabéis, creo que no se merecen que les de ningún tipo de explicación. Que no se merecen que les diga como me siento porque no me han demostrado nada. A veces siento ser así y pensar de esta manera.

Me caracterizo de rencorosa. No me gusta nunca ir detrás de nadie si considero que no lo merece. No éramos amigas. Tan solo compañeras. Si, nos contábamos nuestras vidas en el trabajo y nos apoyábamos allí. Pero nada más. Y cuando más he necesitado su compañerismo no lo he tenido.

Por eso, ayer decidí que no quería saber nada. No quería estar en el grupo. Me fui de él, sin más.
He aguantado dos semanas mas, para ver si recibía noticias de ellas. He estado pensando día tras día que podía decirles, y no se me ocurría nada.

Puede que en el fondo, pensara que si les decía algo me sincerara, me dijeran algo que me pudiera doler.

Si, puede que me haya ido por la puerta de atrás con ellas. Pero no me arrepiento de nada. Si algún día deciden decirme algo saben donde estoy, lo único que no quería era formar parte de un grupo que cree yo, además para hacer una piña con el maltrato laboral.

Agradezco los consejos de mis amigas. Saben que las quiero y que siempre están ahí para hacerme ver las cosas des de otra perspectiva. Pero no he aguantado más, me entro el impulso de "eliminar y salir del grupo" y me sentí bien.

Y a ellas, hasta que les interese, tienen mi número.

8 comentarios:

  1. OLE OLE Y OLE!!!! asi me gusta!!! yo tambien soy de impulsos de esos de a tomar por culo...y la mayoria de las veces me siente superbien asi que te entiendo perfectamente....
    besitossss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me sabe mal... pero soy tan rencorosa...
      Espero que les vaya bien... y si ellas quieren estar toda su vida profesional aguantando y pasándolo mal... su problema... creo que con lo que ha pasado, espero que la situación cambie en el trabajo, así que deberían estarme agradecidas...
      :P
      muuuak

      Eliminar
  2. No se que decirte yo si hubiera necesitado una explicación de porque ese silencio, aunque como bien dices se han portado mal, me imagino que por miedo, yo que se a que el jefe se enterara de que tenían contacto contigo y pensara que pasaban información o a saber que en estas cosas la gente a veces es muy peliculera. Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. si no se lo dicen ellas es imposible que el jefe supiera del contacto. Realmente yo en su lugar no se que habría hecho... pero bueno, mi manera de pensar es así... si no les he importado no les daré el gusto de que sepan de mi. Ya saben donde estoy.
      un besazo guapa :)

      Eliminar
  3. Creo que has hecho muy bien. Es una putada, pero a veces hacen falta estos filtros, estas experiencias tan malas, para hacer limpieza y quedarnos solo con lo que merece la pena. que no es más que aquello y aquellos que te valoran y aprecian.
    el resto....paja de relleno que sólo abulta. (aunque ser consciente de ello es un palo si no lo habías visto nunca desde esa perspectiva...)


    besos!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jajajajajaj gracias guapa. Me ha gustado la frase.
      Yo me siento bien, no tengo mala conciencia de nada, ni por lo que he hecho, que no es nada malo, ni por irme del grupo. Espero que se den cuenta... aunque puede que ni se hayan percatado de que dejé el grupo ajajjaja en fin....

      besitos preciosa

      Eliminar
  4. Claro que has hecho bien, incluso has esperado demasiado para pasar de ellas.
    En el curro, la mayoría de las veces no te puedes fiar de la gente. Cuando hay algún tipo de conflicto laboral, generalmente a todo el mundo le entra el canguelo y ya se olvidan de todo lo demás.
    Aunque tu no las hayas puesto en peligro en ningún momento, da igual, la gente es así...
    Estas personas no nos hacen falta en nuestras vidas, ¡mejor fuera!
    ¡Un besote!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me da rábia sobre todo eso, que ellas se quejaban del trato que recibíamos, y cuando yo, he tomado medidas se hayan acojonado. Las entiendo por su miedo, pero han tenido la oportunidad de ellas también ser respetadas. Y el trato hacía mi... bueno, aunque estoy disgustada no me duele, porque a pesar del cariño de los años, no éramos amigas. Pero si, siempre es bueno darte cuenta de como son las personas, aunque sea con situaciones así.

      Un abrazote guapisima

      Eliminar

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.